Cataluña es tierra de alegrías para Andreas Mikkelsen. Si en 2009 logró la victoria en el Rallye Costa Brava, hoy el noruego ha obtenido el triunfo en el Rallye RACC Costa Daurada, prueba del World Rally Championship (WRC). Aunque el de hoy ha sido un logro inesperado y no tan ‘disputado’ en el asfalto tarragonés, lo cierto es que el piloto de Volkswagen ha sido el que más se ha aprovechado del accidente de Sébastien Ogier

para ocupar su puesto en lo más alto del podio de Salou.

Segundo al finalizar su pasada por el último tramo, Duesaigües, ni en los mejores escenarios podía Mikkelsen imaginarse que minutos más tarde le comunicarían el abandono del campeón francés. A tan solo dos kilómetros de la meta, Ogier cometía un error que le llevaba a impactar contra el guardarraíl. Mikkelsen no daba crédito: estaba ya atendiendo a los medios de comunicación cuando le comunicaron su cambio de suerte.Y así, de repente y de inmediato, ya celebraba su victoria. La primera en el WRC. Tras tres años de temporada completa en la ‘categoría grande’ del campeonato, el noruego ha saboreado el champán del vencedor.

De momento, a Mikkelsen parece irle bien en Cataluña. El triunfo de hoy se une al que consiguió en 2009 cuando venció en el Rallye Costa Brava. Seis años atrás y al volante de un Skoda, el joven piloto marcó su nombre en la histórica prueba española y, además, difundió su nombre a nivel internacional. Una victoria que sumó a sus otros recientes triunfos como el campeonato en la Subaru Cup y en el Grupo N del Campeonato de Rallye Noruego. En esta prueba catalana, Mikkelsen aprovechó las cambiantes condiciones climatológicas y la intermitente lluvia para no dejarse llevar y optar por los neumáticos de seco. Estrategia completamente diferente a la de Alberto Hevia, quién marcaba el ritmo en lo alto de la general, y que le permitió superar al español en la conclusión del rallye.

Dos triunfos en la costa catalana. Dos importantes victorias para Mikkelsen en el porvenir de su carrera. La de hoy, crucial para recortarle distancia a Jari-Matti Latvala y optar al subcampeonato del WRC. De momento, al noruego parecen gustarle las pruebas cerca del Mediterráneo catalán.

Deja un comentario